Calendario de Pincher ¡ya a la venta!

Estándar

Por fin tengo en mis manos el Calendario de Pincher. Un poco más y lo termino en enero del año que viene.

He hecho un video de presentación para que veáis qué pinta tiene el calendario, que comprar a ciegas no está bien. Es un calendario de pared en formato A3, es decir, el doble de un folio. Tiene 12 páginas más la portada y con un grosor de papel de 200, un papel bastante consistente.

¿Por qué querrías este calendario? Yo te voy a dar algunas razones y tu luego decides.

Es un calendario de humor. Normalmente los calendarios tienen fotos bonitas y ya está, éste tiene conversaciones tipo whatsapp con frases ocurrentes entre Pincher y alguno de sus amigos.

Tiene un diseño original. No se parece a ningún otro calendario. Pretende ser un calendario tanto para hombres como para mujeres. No se por qué ahora hacen las agendas y calendarios tan ñoños, haciendo demasiadas distinciones de sexo. Este es unisex.

El protagonista es Pincher, ese perro intrépido y simpático. Ha puesto mucho de su parte posando en todas las fotos. Creo que la que más le costó fue la de la ducha. Aproveché que era día de ducha y lo bombardeé a fotos. Aunque he sido yo la que le ha hecho las fotos, hay algunas que me siguen haciendo gracia y eso que estoy harta de verlas, pero es mi perro, no puedo evitar mirarlo con cariño.

Cada mes tiene una palabra y una frase motivadora o inspiradora o es una recomendación. Un motivo más para querer que termine el mes y ver qué frase te acompañará el mes siguiente.

Y por último, porque lo he hecho con mucho cariño y montañas de ilusión.

Te puedo asegurar que no me voy a hacer rica vendiendo el calendario, sobre todo si quiero que tenga un precio competitivo, porque una cosa es lo que te gustaría conseguir por el calendario y otra lo que la gente está dispuesta a pagar por uno.

La razón principal por la que lo he hecho, ha sido para probarme a mi misma, ¿qué soy capaz de hacer? ¿gusta lo que hago? ¿me dedico a otra cosa?

Ya se me olvidaba, no he hablado del precio, cuesta 12 euros, con gastos de envío incluidos.

Si te interesa tener el Calendario de Pincher, solo tienes que enviarme un correo a

asuncion.molina.ordonez@gmail.com

Te diré el número de cuenta donde tienes que hacer el ingreso y te lo enviaré a la oficina de correos que me indiques, así de sencillo. Imagino que te fías de mi, no tengo intención de quedarme con tu dinero y no enviarte el calendario, para qué querría yo tantos calendarios en casa, ya tengo al protagonista.

Y nada más que añadir, os dejo el video de presentación.

Anuncios

El yoga de postureo

Estándar

¿Os habéis dado cuenta de que ahora todas las famosas practican yoga? Yo sinceramente no me lo creo, no puede ser que siempre que sacan una foto practicando posturas de yoga, estén en paisajes idílicos, como una playa, un atardecer, en fin, que ese yoga me suena a postureo. Y me he dicho ¿por qué no haces una de esas posturas de yoga también?, total, el postureo es lo tuyo, con la diferencia de que yo no voy a ir diciendo por ahí que practico yoga, porque a mi lo que realmente me gusta es el zumba, moverme de un lado a otro y sudar hasta perder todo el líquido del cuerpo.

Es una postura que he visto en una revista, la famosa en cuestión estaba al borde de una piscina de esas que parece que no tienen fin y a lo lejos había unas vistas impresionantes. Todo no lo puedo copiar, solo la postura y que estoy al aire libre, para el resto habrá que echarle algo de imaginación.

¿Qué?, ¿te animas a un poquito de postureo?

Otoño. Look-99. Zapatillas

Estándar

Esta foto me recuerda a un anuncio de elcorteingles. Siempre he querido llevar pantalón de vestir con zapatillas. No se qué me ha dado este año con las zapatillas, que no me las quito nunca. Me pongo falda con zapatillas, vestido con zapatillas, pantalones con zapatillas. Se que estoy abusando y que llegará un momento en que no las pueda ni ver, pero por el momento seguiré así hasta que me de por otra cosa.

Esto de llevar ropa de vestir con zapatillas no es de ahora, tiene bastantes años, ya lo hacía Emilio Aragón cuando presentaba el Juego de la Oca. Tengo que reconocer que es muy cómodo.

Tenía ganas de hacerme la foto de la izquierda, en la que apoyo el pie en la pared. Creo que es una pose más habitual entre los modelos masculinos. He intentado buscar en internet ejemplos para apoyar mi teoría, pero debo ser más mala que el hambre haciendo búsquedas, porque me ha salido de todo, menos modelos vestidos apoyados en una pared.

Hacía tiempo que no me ponía este pantalón, bueno, ningún pantalón de vestir. Lo compré en una época en la que me gustaba ir a la oficina vestida como una ejecutiva, con chaqueta, falda de tubo, tacones. Los compañeros me miraban extrañados y no los culpo. Mi función era estar sentada durante 8 horas delante de un ordenador realizando tareas que nada tenían que ver con atender al público. No tenía reuniones ni tenía obligación de cuidar mi imagen. Vamos, que iba así porque me daba la real gana y punto. Cuando volvía a casa, me quitaba esa atmósfera que había creado y me volvía a convertir en una madre con tres mocosos. Puede que lo hiciera porque necesitaba verme diferente, quién sabe.

Esta es otra pared de la casa, pero también es gris, es una casa con muchas paredes grises. Me gusta este escenario, aquí siempre da el sol y se crean unas sombras muy de fotógrafo profesional. Cuando ojeo las revistas de moda, me detengo siempre en la fotos, las analizo, intento adivinar dónde han puesto los focos, desde qué ángulo las han hecho, incluso a veces hago fotos de esas fotos, para guardar una pose que me ha transmitido algo ¿Habrá más gente que haga estas cosas?, supongo que si, hay gente para todo.

¿En qué pensáis vosotros cuando os hacéis una foto? ¿en salir guapos, en poner una pose diferente, en nada, odiais las fotos?, venga, suéltalo.

Monólogo – ¿Por qué mi cuerpo no hace lo que le digo?

Estándar

Hoy ya había publicado una entrada, pero acabo de grabar este video y no soy capaz de esperar a mañana para publicarlo. No tengo remedio, soy una prisas, así no voy a llegar a ningún lado.

Después de pasar la mañana fuera de casa dándole a la cabeza, he vuelto dispuesta a materializar alguna de las ideas que se me habían ocurrido, ¿y qué ha pasado?, pues que nada ha salido como esperaba.

En fin, en el video te cuento qué ideas han fracasado y por qué.

Ya sabes, si te apetece verlo dale al play, y si no, pues no le des.

Estar en las nubes

Estándar

Seguro que todos habréis mirado en algún momento al cielo y habréis visto una nube con forma curiosa, incluso puede que hayáis jugado a buscar nubes con forma de pez o pájaro.

Pues el otro día, mientras miraba al cielo abstraída en mis pensamientos, vi una nube que me recordó a Campanilla, uno de los personajes de Peter Pan. Pero no una Campanilla convencional, no la Campanilla joven, guapa y esbelta, no, la mía era algo más entrada en años, con una figura algo distorsionada a causa de la edad. Me gustó el descubrimiento. Puede que me dedique a coleccionar nubes con formas curiosas.

Ya sabéis que dónde alguien ve un pez, otro ve una casa, vamos, que en esto de la imaginación no hay normas y no siempre se coincide en este tipo de percepciones.

Aquí os dejo la nube Campanilla, tal cual la capté y cómo la interpreté.

En realidad la cara que veo en la nube, es la de una señora algo gruñona, no esa sonrisa amable que he pintado.

¿Veis a Campanilla, o solo una nube más?

Otoño. Look-98. Camisa vestido

Estándar

Creo que un de los mayores placeres que hay en la vida, es poder tomar el sol en otoño. Es un sol cálido, que para nada quema, reconforta y te hace sentir la persona más afortunada del mundo.

Siempre que puedo, aprovecho esos rayos de sol mañaneros. Hoy he comido en el jardín y ha sido increíble, disfrutando de una copa de vino blanco bien frío y después un café en una de mis tazas coloridas. La amarilla ha sido la elegida hoy.

Otro de mis momentos de mayor satisfacción, es desayunar al aire libre. Vaya, parece que todos mis placeres tienen que ver con la comida. Un desayuno de los de verdad, con un buen vaso de zumo, un café y unas tostadas bien grandes, con su aceite, su tomate y su jamón, ¡Dios!, qué gloria bendita.

El sol me da la vida, me da energía, me activa, me incita a pensar nuevos proyectos y me da pequeños momentos de felicidad. Disfrutaré de él mientras pueda.

¿Qué pequeños placeres confesables tenéis vosotros?, venga, suéltalo.

Tomas falsas de eldiariodesensi

Estándar

Hola a todos, aunque no estaba dentro de mis planes publicar un video de tomas falsas, lo voy a hacer a petición de Chus.

El piensa que mis tomas falsas pueden ser graciosas, pero siento decepcionarlo, mis tomas falsas solo son trozos de videos descartados, unas veces por equivocaciones y otras veces porque forman parte de la preparación del video, lo que pasa justo antes o después de darle al play para comenzar a grabar.

A lo mejor os llama la atención mis estudios de grabación, que van desde una pared del salón, un dormitorio o el pasillo.

Nada más que añadir, os dejo el video.