Congela tus limones.

Estándar

Hoy vengo a hablaros de los limones, esas bolas amarillas que compras en el super y que vienen en redecillas también amarillas, esos que guardas en el frigorífico indefinidamente hasta que necesitas uno y descubres que ya no están amarillitos sino marrones.

limones

Es curioso lo que les pasa a los limones, la lechuga se pudre, se pone marrón y suelta un líquido que te mancha todo el cajón de las verduras, las manzanas se van arrugando y se quedan como una pasa, blanduchinas, y el limón, se va poniendo marrón y coge la consistencia de un pedrusco capaz de matar a cualquiera. Llega a tener casi la misma densidad que una pelota de golf. No se si alguna vez os han dado en la cabeza con una, pero si lo habéis probado, sabreís que duele mucho, se te ponen los pelos de punta y te entra un sudor frío que te recorre todo el cuerpo.

Pues nuestro amigo el limón es pariente cercano de la pelota de golf, con la salvedad del color.

Si tenemos en cuenta lo mucho que me gusta la cocina, o sea nada, por más limones que compro nunca soy capaz de usarlos en su mejor momento. Cuando decido usar uno para aderezar un filete o un pescado ya no hay limones que valgan. No lo puedo soportar, siempre termino diciendo: “vaya mierda de limones, no duran ni tres meses en el frigorífico, ya no compro más”. No es cierto, tiras todos los limones marrones y vuelves a llenar el frigorífico de limones preciosos, jugosos y en plena forma.

La solución, congelarlos. No los vamos a congelar enteros, porque con un limón entero y congelado no hay quien se meta, te hace frente, mejor los troceamos primero en gajos antes de meterlos en el congelador.

limones_troceados

Para que luego digan que no me meto en la cocina, si hasta troceo limones, estoy hecha una artista, voy a presentarme al próximo Master Chef. Mi plato estrella, limones troceados, éxito seguro.

limones_gajos

Qué monos me han quedado, estoy encantada con mis limones congelados. Si necesito adecenar algo, saco un par de gajos, los meto en el microondas y ya tengo el juguito para usarlo. También es ideal para echarlo en la tónica. Si, bebo tónica sola, sin el Gin.

limones_congelador

No os quejareis de los maravillosos trucos de cocina que os traigo. Más de uno va a abrir ahora mismo el frigorífico y le va a dar una patada al limón tostado que lleva atesorando durante meses. Tíralo ya, hombre, acaso crees que va a resucitar?.

Anuncios

»

  1. “Hoy vengo a hablaros de los limones” Me encanta este comienzo, directo, contundente y claro. 😀 😀
    A ti los limones se te ponen duros como piedras (y no nunca me han dado en la cabeza con uno 😀 😀 😀 😀 ) ¡se te ocurre cada cosa!) y a mí justo al contrario, se me ponen blandengues, con un colorcillo verdoso y mohoso y se me pudren, estén dentro o fuera de la nevera.
    Así que gracias por el consejo, digno del blog de Maribel, aunque ella los limones los hace en conserva y es un poco más complicado. Me quedo con tu truco que solo necesita cuchillo.
    ¡Ah!, y la tónica también la tomo con limón y sin gin 😉 ¡Los grandes talentos coinciden!

    Le gusta a 3 personas

  2. Jajaja, me parto. Tu plato podría ser, jugo de Sandía entaperada en su punto, aderezado con salsa de limón escocés. Que es lo mismo que decir, sandía en tuper y limón a trozos, pero más “Ferran Adrià”.
    Gran cocinera, Sensi! Lo único que se te resiste es sacar tu propia novela! De momento…
    Besitos.

    Me gusta

  3. Hablando de limones permíteme que te haga un comentario, nunca, pero nunca nunca pongas un limón partido por la mitad con clavos (de especia) clavados, aseguran que quita los malos olores y yo aseveró que claro que quita el mal olor pero con otro que es peor y no se va en meses.
    Te doy la razón, quien no tiene unos limones duros y pochos en la nevera? Quien no los tenga no es digno de llamarse cocinero.

    Me gusta

  4. Otra opción es comprar menos limones. Dos o tres sueltos y no los que vienen en la redecilla. Las redecillas están pensadas para que te lleves más de lo que necesitas. Buen consejo, de todas formas, y presentado con mucho arte sobre la bandeja con fondo rojo.

    Me gusta

  5. Jajajaja, qué graciosa eres. Te explicas de una forma muy divertida y con ello me haces reír cuando te leo. ¿Sabes que seguí este verano el consejo de la sandia?, y también lo he hecho con el melón y la verdad que es una gozada solo tener que comerlo… y lo del limón lo voy a poner en practica porque exactamente me pasa lo que has relatado. Yo lo congelé una vez entero y luego no sabía por donde meterle mano… y sin embargo que cenutrio soy, no se me había ocurrido lo de los gajos.
    Has medidos lo gajos, porque te han quedado igualitos, y tu eres capaz para que te queden tan monos, jajaja.
    Me encantó tu entrada.
    Besitos.

    Me gusta

    • Mi ideal de casa es aquella donde todo está a disposición, abro, cojo, cierro. Que para coger unas galletas no tuviera que abrir la caja, sacar el paquete y coger las galletas del fondo del paquete que no hay quien las pille. Me imagino un dispensador de galletas que recargas por la parte de atrás y siempre las tienes a disposición. Y como eso, todo.
      Para que los gajos salgan iguales primero partes el limón por la mitad, después la mitad de la mitad y por último la mitad de la última mitad. Veo que me vas conociendo.
      Un beso Elda

      Me gusta

  6. Al leer el título confieso que la primera imagen que me vino al a cabeza fue la de esas mujeres que a pesar de que ya hace bastante fresco se ponen una solo blusita como queriendo retener el verano si es otoño, o acelerar su llegada si es primavera, y, claro, van con los limones congelados. Por cierto, que estos también se ponen duros con el frío. Pero ya veo que te referías a los limones de la limonada. Por cierto, muy interesante entrada.

    Me gusta

  7. Por la descripción de como se siente que te peguen con un limón podría decir que te lo han contado o que ya tienes experiencia. Ja ja ja. Comiquisima tu entrada. Una buena forma de dar ideas (tips) de forma jocosa. Tienes también un premio en mi blog. Búscalo en la entrada titulada Premio FT. Felicitaciones!!!

    Me gusta

  8. Yo lo hago con los plátanos! Antes de que se pongan negros, al congelador que van… luego me hago unos batidos de frutas que te mueres de ricos con una batidora supersónica que me he comprado aquí. Tomo nota de los limones, no se me había ocurrido, fíjate!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s